¿Cómo aumentar mi fe? | Versículos sobre la fe

1102002029_univ_lsr_xl

La fe es fundamental para ser salvos por medio de Jesús, es por ello que debemos dedicar un especial esfuerzo por no solo tener fe si no también en aumentarla.

Un pasaje bíblico que siempre me ayuda a recordar lo que tengo que hacer en mi crecimiento de fe es el siguiente:

Así que la fe es por el oír, y el oír, por la palabra de Dios.

Romanos 10:17

Como verás la fe viene por oír la palabra por lo tanto pongámonos manos a la obra, hoy tenemos varios versículos referentes a la fe que seguro te ayudaran .

También te aconsejamos que hagas un habito de lectura diaria para aumentar tu fe continuamente. Descargate el Plan Diario de Lectura Bíblica o la Biblia en Audio para celular

Versículos de la Biblia sobre la Fe

Ahora bien, tener fe es estar seguro de lo que se espera; es estar convencido de lo que no se ve.

Hebreos 11:1

Jesús les dijo: Por vuestra poca fe. De cierto os digo que si tenéis fe como un grano de mostaza, diréis a este monte: "Pásate de aquí allá", y se pasará; y nada os será imposible.

Mateo 17:20

Porque en el evangelio la justicia de Dios se revela por fe y para fe; como está escrito: Mas el justo por la fe vivirá.
Romanos 1:17

De cierto, de cierto les digo: El que oye mi palabra, y cree al que me envió, tiene vida eterna; y no será condenado, sino que ha pasado de muerte a vida.
Juan 5:24

Así que la fe es el resultado de oír el mensaje. La gente oye el mensaje cuando alguien le habla de Cristo.
Romanos 10:17

Pero a todos los que le recibieron, les dio el derecho de llegar a ser hijos de Dios, es decir, a los que creen en su nombre
Juan 1:12

Ustedes fueron salvos gracias a la generosidad de Dios porque tuvieron fe. No se salvaron a sí mismos, su salvación fue un regalo de Dios.
Efesios 2:8

Que si confesares con tu boca al Señor Jesús, y creyeres en tu corazón que Dios le levantó de los muertos, serás salvo
Romanos 10:9

Jesús le dijo: Porque me has visto, Tomás, creíste; bienaventurados los que no vieron y creyeron.
Juan 20:29

Hermanos míos, considérense muy dichosos cuando estén pasando por diversas pruebas. Bien saben que, cuando su fe es puesta a prueba, produce paciencia. Pero procuren que la paciencia complete su obra, para que sean perfectos y cabales, sin que les falte nada. Si alguno de ustedes requiere de sabiduría, pídasela a Dios, y él se la dará, pues Dios se la da a todos en abundancia y sin hacer ningún reproche.
Santiago 1:2-4

Hermanos míos, ¿qué aprovechará si alguno dice que tiene fe, y no tiene obras? ¿Podrá la fe salvarle? Y si el hermano o la hermana están desnudos, y tienen necesidad del mantenimiento de cada día, Y alguno de vosotros les dice: Id en paz, calentaos y hartaos; pero no les diereis las cosas que son necesarias para el cuerpo: ¿qué aprovechará? Así también la fe, si no tuviere obras, es muerta en sí misma. Pero alguno dirá: Tú tienes fe, y yo tengo obras: muéstrame tu fe sin tus obras, y yo te mostraré mi fe por mis obras. Tú crees que Dios es uno; bien haces: también los demonios creen, y tiemblan .¿Mas quieres saber, hombre vano, que la fe sin obras es muerta? ¿No fue justificado por las obras Abraham nuestro padre, cuando ofreció a su hijo Isaac sobre el altar? ¿No ves que la fe obró con sus obras, y que la fe fue perfecta por las obras?

Y fue cumplida la Escritura que dice: Abraham creyó a Dios, y le fue imputado a justicia, y fue llamado amigo de Dios. Vosotros veis, pues, que el hombre es justificado por las obras, y no solamente por la fe., Asimismo también Rahab la ramera, ¿no fue justificada por obras, cuando recibió los mensajeros, y los echó fuera por otro camino? Porque como el cuerpo sin espíritu está muerto, así también la fe sin obras es muerta.


Santiago 2:14-26

Y ellos dijeron: Cree en el Señor Jesucristo, y serás salvo tú, y tu casa
Hechos 16:31

Por tanto, manténganse firmes y fajados con el cinturón de la verdad, revestidos con la coraza de justicia, y con los pies calzados con la disposición de predicar el evangelio de la paz. Además de todo esto, protéjanse con el escudo de la fe, para que puedan apagar todas las flechas incendiarias del maligno.

Cúbranse con el casco de la salvación, y esgriman la espada del Espíritu, que es la palabra de Dios. Oren en todo tiempo con toda oración y súplica en el Espíritu, y manténganse atentos, siempre orando por todos los santos.

Efesios 6:14-18

Si estos pasajes te han ayudado, déjanos tu testimonio en los comentarios. 

Relacionados:  Versículos de la Biblia que dan ánimo y aliento

 

Deja un comentario: